El proyecto contempla la construcción de un corredor que unirá las ciudades de San Rafael, Mendoza, del lado argentino y Rancagua, en la región de O’Higgins en Chile.

(Télam).- Los gobiernos de Argentina y de Chile realizarán estudios de prefactibilidad económica, ambiental y financiera para avanzar en la concreción del futuro paso fronterizo Las Leñas, respaldados en una cooperación técnica de US$ 650.000 aportada por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Las obras previstas, de acuerdo con los análisis preliminares, prevén tramos de 13 kilómetros en territorio chileno; 60 kilómetros en suelo argentino; y un túnel de 13 kilómetros que cruzará la Cordillera de los Andes.

El paso permitirá “mitigar el problema de la falta de conectividad durante la época invernal” y facilitará “un vínculo logístico estable al servicio continuado del transporte de carga y turistas”, según la documentación del BID a la que tuvo acceso Télam.

El organismo consideró “imprescindible mejorar la infraestructura de integración entre ambos países, a través de pasos fronterizos transitables durante todo el año”.

Recordó además que los estudios ya realizados sobre el Paso Las Leñas lo identifican como “una alternativa a la conectividad por otros pasos fronterizos en la zona central de Chile con la Argentina”.

La relevancia de la obra, según el BID, se explica por “tener mejores condiciones de nieve y posibilidad de operatividad los 365 días del año, debido a sus condiciones geográfica, y por ende, garantizar una transitabilidad permanente y libre de las externalidades propias de la alta montaña”.

El organismo resalta además la previsible disminución de tiempos de viajes; y el hecho de que el paso formará parte de “un corredor bioceánico de gran potencial y estructurante en el eje Chile- Mercosur”.

Los estudios a realizar garantizarán al Ministerio de Transporte de la Argentina y al Ministerio de Obras Públicas de Chile “un apoyo fluido, de alta calidad y especificidad técnica en temas vinculados a grandes proyectos de integración regional”.

Las principales consultorías a realizar se concentrarán en el estudio de la demanda potencial del futuro túnel Las Leñas, en la rentabilidad económico-social esperada; y en el modelo de negocio.

Se analizarán también aspectos jurídicos; el impacto ambiental; y el apoyo técnico para la continuación y seguimiento de los estudios que efectúen ambos gobiernos.